Sigue a

Son los gigantes que año tras año recorren el Dakar, ya sea en Sudamérica o en el continente africano. Los camiones son posiblemente los participantes más sorprendentes en este tipo de Raids. Su potencia, tamaño y peso impresionan y pobre del que se ponga delante de ellos ya que puede terminar arrollado. Entre los protagonistas de la categoría hay un apellido que ha estado presente durante las últimas décadas, De Rooy.

Precisamente el heredero de toda esta tradición familiar, Gerard De Rooy conseguía el pasado mes de enero la victoria en el Dakar, justo 25 años después de que la consiguiera su padre a los mandos de uno de esos espectaculares DAF. Este nuevo IVECO desarrollado por el Team De Rooy se mostraba mucho más estable y rápido que los de ediciones anteriores, algo que finalmente le llevó a conseguir una victoria por la que llevaba luchando la última década y que dedicó a su madre, recientemente fallecida. Ayer, los chicos de Fifth Gear nos mostraron su prueba en lo que es el estreno de su 21ª temporada.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

1 comentario