Entrevista a Miguel Molina, orgullo español en el DTM

Sigue a Motorpasión F1

miguel-molina.jpg

Hace tres años, Miguel Molina fue uno de los primeros pilotos entrevistados por Motorpasión F1 (por aquel entonces Racingpasión). El piloto de Lloret de Mar estaba disputando su segunda temporada en la Formula 3.5 de las World Series by Renault y se encontraba en la nómina de aquellos llamados a la gloria.

Unos años después, los monoplazas han dejado paso a los turismos, pero no a unos cualquiera. Miguel Molina disputa el que pasa por ser el mejor campeonato de turismos del mundo, el DTM. Pero a pesar de ello, hasta el año pasado, el DTM era uno de los grandes desconocidos de la afición española.

Hasta que en 2010, la llegada de un piloto español hizo que muchos comenzaran a ubicarlo en el panorama. Pero más allá de ser un invitado, Miguel Molina se convirtió en uno de los protagonistas de la temporada, sorprendiendo a muchos gracias a su rápida aclimatación y sobre todo a sus magníficos resultados.

miguel-molina-7.jpg

Motorpasión F1: 2010 significó un cambio radical en tu carrera. Tras cinco años a bordo de monoplazas, llegó la llamada de Audi para pasar a formar parte de su cuadro de pilotos en el DTM. Un cambio radical en tu trayectoria. ¿Como surgió esa relación con Audi y qué te hizo dar el salto?

Miguel Molina: Audi me venía siguiendo desde hacía varios años, como hacen con otros muchos pilotos. En 2007 ya hice un test con ellos, les gustó pero consideraron que aún era demasiado joven. En el invierno de 2009 volvieron a llamarme para un segundo test, y en Febrero de 2010 me confirmaron como piloto oficial.

MPF1: La pasada temporada te convertiste en la revelación y la sensación logrando grandes resultados y superando a pilotos con mejor coche y mucha más experiencia. ¿Te esperabas tales prestaciones?

M.M: Pues al principio no, porque todo era muy nuevo para mi, el campeonato, el coche, el equipo, el estilo de carrera, el pilotaje… pero me adapté bien, hicimos un buen trabajo y el premio fueron los buenos resultados.

miguel-molina-4.jpg

MPF1: Tu llegada al DTM fue dentro del equipo oficial de Audi y bajo la enseña Audi Sport Team Abt Junior. En 2011 mantuviste ese asiento. ¿Cómo valoras mantener la misma estructura de trabajo? ¿Muchos nos preguntamos, que implica tu entrada dentro del Red Bull Junior Team en el DTM?

M.M: Como ya he dicho hicimos un buen trabajo, así que lo lógico era mantener el puesto y la misma estructura para tener continuidad. En cuanto a estar en el Red Bull Junior Team es un gran honor formar parte de una empresa tan implicada en el motor sport como Red Bull, espero corresponder a su confianza y que juntos logremos muchos éxitos.

MPF1: Tras una magnífica temporada de debut el pasado año, 2011 está siendo un año complicado. Los problemas y la mala suerte no te abandonan. ¿Cuál es el balance de lo que llevamos de temporada?

M.M: No puede ser positivo por razones evidentes. Este año con la llegada de los nuevos neumáticos el campeonato se ha apretado mucho, y eso hace que cualquier error se pague caro. Además ha habido carreras como Hockenheim, Lausitz o Spielberg donde estuve luchando por los puntos, pero al final por una cosa u otra me quedé sin ellos.

miguel-molina-1.jpg

MPF1: 2012 será un año importante en el DTM con la nueva reglamentación y, a priori, con la reducción de asientos disponibles. ¿Existe una presión añadida de cara a lograr un asiento para la próxima temporada?

M.M: No es presión añadida. Todo piloto quiere conseguir siempre el mejor resultado posible, y yo no soy una excepción. Afronto cada carrera por sí misma, no pensando en lo que pasará dentro de unos meses o la próxima temporada.

MPF1: A pesar de que no has tenido demasiada suerte en tus últimas carreras, en las declaraciones post-carrera, Wolfgang Ullrich ha tenido palabras de apoyo para ti. ¿Es importante el respaldo de la cúpula de Audi?

M.M: Tanto el Dr. Ullrich como el equipo Abt son perfectamente conscientes de que soy igual de competitivo que el año pasado, sólo que en éste las cosas no están saliendo bien. Ellos saben mejor que nadie lo difícil que es el DTM, por supuesto sigo teniendo todo su apoyo y respaldo.

miguel-molina-2.jpg

MPF1: Y hablando de respaldo. Fuiste uno de los cuatro pilotos de Audi en el DTM (junto con Ekström, Scheider, Tomczyk y Mortara) que fue invitado a participar en alguno de los programas oficiales del grupo VAG (Mortara estuvo al volante de un VW Golf GT24) en las 24 horas de Nürburgring. ¿Cuéntanos un poco la experiencia de participar en uno de los circuitos más complicados de mundo ¿Seguirás participando en pruebas de resistencia?

M.M: El Nurburgring es algo inenarrable. Más de 200 coches participando, afortunadamente yo tenía uno de los 15 o 20 más rápidos, así que al menos sólo tenía que preocuparme de ir adelantando coches más lentos. Pero al principio me costó, porque es un circuito donde todo son curvas y es muy estrecho. Por ejemplo, cuando me encontraba dos coches delante luchando entre ellos, al principio no sabía muy bien qué hacer. Es cuestión de irle cogiendo el truco, pero allí es verdaderamente difícil. Fue una gran experiencia, espero repetirla.

MPF1: Esta temporada, Dunlop dejó paso a Hankook. ¿Se ha notado mucho el cambio o contar con tan sólo un año de experiencia con los Dunlop ayuda a hacer borrón y cuenta nueva?

M.M: Los nuevos Hankook son muy buenos, lo que hace fácil su utilización. Esta es una de las causas por las que este año el DTM está tan apretado. Por ejemplo, los Dunlop tenían una vuelta buena en calificación, si te salía, excelente, sino se acabó. En cambio los Hankook tienen dos y a veces hasta tres vueltas buenas, con lo cual si no es a la primera será a la segunda, pero seguro que el tiempo acaba por salir. De ahí que este año esté todo tan justo.

miguel-molina-3.jpg

MPF1: Este fin de semana, el DTM disputó un evento especial en el Estadio Olímpico de Münich al más puro estilo The Race of Champions y que tenía como objetivo acercar el DTM al gran público. A pesar de que no tuviste mucha suerte, ¿qué te pareció el evento?

M.M: Como espectáculo me pareció formidable, sobre todo para el público que estaba allí, porque todo estuvo organizado al estilo ITR, es decir, muy bien y pensando siempre en el público. ¡Creo que es el fin de semana en que he firmado más autógrafos desde que estoy en el DTM! Y te aseguro que siempre se firman muchos…

MPF1: La actual temporada se está convirtiendo en un todos contra Bruno Spengler. ¿Podrá Audi arrebatar el título al piloto canadiense?

M.M: En eso estamos. Todos los pilotos de Audi corremos con el objetivo de ganar para la marca, independientemente de los intereses personales, pero claro, en Mercedes hacen lo mismo, así que la cosa está muy reñida. Espero que tras los problemas que tuvimos el año pasado podamos despedir al Audi A4 DTM como se merece, con el título.

miguel-molina-6.jpg

MPF1: Tras ser “degradado” a un coche de 2008, Tomczyk está disputando su mejor temporada hasta la fecha. ¿Cómo valoras la actual temporada de Martin? ¿Un ejemplo a seguir para todos aquellos con un coche antiguo?

M.M: Martin está haciendo una gran temporada, hasta el momento no ha cometido errores, pero sobre todo no creo que fuera degradado. Simplemente volvió al coche 2008, un modelo con el que se sintió siempre muy a gusto y con el que llegó a luchar por el campeonato. Además todo el equipo Phoenix está volcado con él, lo que está haciendo no me sorprende y me alegra, Martin es muy buen colega.

MPF1: Desde dentro y como piloto. ¿Qué hace del DTM un campeonato tan especial y tan superior al resto?

M.M: La razón principal es que en este campeonato sólo hay marcas “Premium”. Esto hace que todo sea de un altísimo nivel, y por ejemplo en Audi la exigencia de calidad en la competición es la misma que se aplica en todos los aspectos de la empresa. Y esa exigencia es la misma para nuestros rivales, para el promotor y para los organizadores. De ahí que la suma de todo esto de un campeonato de un altísimo nivel.

Por último, queremos agradecer a Miguel Molina y a Carlos Castellá la oportunidad que nos han brindado con esta entrevista. El DTM es una de nuestras competiciones de cabecera y lo seguirá siendo durante muchos años. Además, la presencia de un piloto español está haciendo que en nuestro país consiga el reconocimiento que se merece. Con actuaciones como las de Miguel Molina estamos seguros de que así será. Le deseamos lo mejor en la segunda mitad de temporada y en el futuro.

Por último, nada mejor que recordar que La 10 y TV3 están emitiendo la actual temporada del DTM así que en esos canales puedes seguir las actuaciones de Miguel Molina.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios