Para Ferrari, el mundial lo decidirán los pilotos y no los monoplazas

Sigue a

alon_ferr_sing.jpg

En Ferrari están crecidos. La gran victoria de ayer en Marina Bay es un atracón de buenas sensaciones para la escudería italiana. Monza era un todo o nada que salió perfecto. Ahora, Fernando Alonso es el principal rival de Mark Webber y lo que es más importante, equipo y piloto se ven capaces de superar cualquier adversidad.

La principal desventaja de Ferrari en estos momentos es el monoplaza. A priori, porqué tras lo visto en Singapur yo no diría que el RB6 es muy superior al F10. Los cuatro trazados que faltan se adaptan mejor al monoplaza de Red Bull, aunque Suzuka sea más imparcial, pero hemos visto que hay mucha igualdad y ante esto, pilotos y estrategias marcarán la diferencia. Así lo piensa Stefano Domenicali.

Con los equipos de desarrollo más pensando en la próxima temporada que en el final de esta, las evoluciones llegarán con cuentagotas por lo que las distancias entre monoplazas se van a estancar, y las califican como de marginales e ínfimas. En la escudería italiana están muy contentos con el F10.

Quizás uno de los puntos en los que Ferrari cuenta con desventaja es en el tema de motores. Fernando Alonso llega a las cuatro últimas citas del mundial con los ocho propulsores estrenados. Las cuentas salen y utilizaría cada motor restante en tres grandes premios, pero la demanda puede ser demasiada para unos motores que en terminos de fiabilidad no son lo que se esperaban.

Pero también cuentan con sus puntos a favor. En Ferrari no olvidan que Fernando Alonso ahora mismo está en la cresta de la ola con dos victorias seguidas y grandes resultados en cuatro de los últimos cinco grandes premios. Mientras el asturiano sube, otros, otrora favoritas, se deshinchan y pierden posibilidades. El factor piloto, algo fundamental cuando el resto se iguala está a su favor.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios