La semana después del rally. Sobre educación al espectador, Teledeporte y emociones

Sigue a

Sébastien Loeb

Pocas veces (por no decir nunca) en el año coinciden los tres campeonatos internacionales más importantes de los rallyes en el mismo fin de semana. A pesar de restarse interés entre ellos, juntar en un mismo fin de semana, el Rally de Gales (WRC), el Primer Yalta Rally (IRC) y el Príncipe de Asturias (ERC y Nacional de Asfalto) se podría considerar como una verdadera fiesta de la categoría. Lamentablemente ocurrió lo que ocurrió.

No voy a volver a ahondar en el problema de la seguridad en los rallyes y del año negro que estamos teniendo, porque de eso ya se ha encargado mi compañero Eloy. Sin embargo sí me gustaría volver a hablar de los medios deportivos e informativos que sólo se acuerdan del mundo de los rallyes cuando suceden este tipo de tragedias.

Ya que se molestan en utilizar dos minutos para hablar de los aficionados fallecidos o de la mala colocación de estos mismos, podrían molestarse en contactar con algún encargado de seguridad de las muchas pruebas que tenemos en nuestro territorio para que den los consejos necesarios y aprender de una vez por todas a situarnos en una competición de motor.

Ellos son las únicas voces autorizadas y no periodistas que no tienen ni idea de rallyes, que confunden el Pikes Peak con un el Rally de Colorado, que dicen que Eugenio Mantecón tiene nacionalidad andorrana o que en un rally de tierra en seco los más beneficiados son los que abren pista. Si de verdad preocupa la seguridad en los rallyes hay que hacer algo para promover las reglas del “colocación” básicas.

Tampoco quiero ahondar demasiado en la disección del Rally de Gales. Tan sólo comentar el gran rally realizado por los hombres de Ford. Se notó que el Fiesta RS WRC se amoldaba perfectamente a unos tramos que suelen utilizar para testar sus nuevos modelos. Con un coche por encima que los del resto, tanto Petter Solberg como Jari-Matti Latvala no se vieron obligados como otras veces a arriesgar y de ahí que superaran constantemente a los Citroën con facilidad. Posiblemente junto a Suecia el mejor rally del año para la marca del ovalo. Loeb el mismo caníbal de siempre, a pesar de no poder luchar por la victoria el alsaciano no se rindió y nos dejó el momento más emocionante del fin de semana con su lucha por la segunda plaza con Solberg.

Me gustaría destacar a Craig Breen. Como ya dije en la crónica final de ayer, el ganador de la WRC Academy la temporada pasada rompía en un mar de lágrimas nada más cruzar la meta como ganador entre los coches de la categoría SWRC. El llanto desconsolado de Breen llegaba a través de las ondas con la misma rapidez que seguro llegaban sus palabras a Gareth Roberts, esté donde esté. Uno de esos momentos que sin duda hace especial a la raza humana y al automovilismo.

En cambio el Yalta Prime Rally me quitó la emoción de un plumazo. La prueba ucraniana nunca ha sido un gran reclamo para los habituales del IRC, pero es que este año no ha participado directamente ninguno. Si a ello le sumamos que los presentes con S2000 o RRC no dieron la talla (salvo los casos de Pajunen y Protasov) podemos encontrarnos a Consani con el Megane 2RM y a Marco Tempestini marcando scratchs con dos Grupo N. Desde luego un rally que no llenará paginas en los libros de historia.

Yalta Primer Rally

Teledeporte y el Mundial de Rallyes:

Por último, y con miedo a ser repetitivo, me gustaría hablar de Teledeporte y el Mundial de Rallyes. Este fin de semana la cadena deportiva nos ha ofrecido el Rally de Gales en un formato de dos resúmenes cortos de apenas cinco minutos (viernes y sábado) y uno completo, de 25 minutos el domingo ya que la tercera etapa acababa mucho antes y la recepción de las imágenes se hacía mitad de tarde.

Según nos ha podido contar una fuente dentro de RTVE, los resúmenes provenientes de la UER del viernes y del sábado llegaban con mucho retraso y la única opción de emitir alguna imagen del rally (contando con el nuevo convenido de la televisión pública española) era echando mano de los cortes de imágenes que se envían a las cadenas para que sean seleccionadas y emitidas en los telediarios.

En cuanto a la emisión del resumen del viernes mucho antes del horario programado (se esperaba que se emitiera a las 23:30 y salió al aire mucho antes de esa hora) desde RTVE nos comentan que fue un error de programación. Sólo eso y no un deseo de menospreciar el Mundial de Rallyes. Está claro que el WRC interesa en España. Buena muestra de ello es que durante el domingo fue la segunda retrasmisión más vista de todo el día en TDP, justo después del mundial Contrarreloj por equipos masculino.

Mads Ostberg

Tampoco dudo que en Teledeporte o en TVE hacen todo lo que tienen en sus manos para hacernos llegar las pruebas a nuestras casas. De hecho esta misma tarde tienen programado el resumen completo de 52 minutos a las siete, contando con todo un animal de los rallyes, el gran Alex Haro, actual copiloto de Ricardo Triviño y por el que han pasado pilotos como Xevi Pons o Albert Llovera. Lamentablemente hay una serie de catastróficas desdichas que impiden que podamos disfrutar del WRC como deberíamos.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

7 comentarios