Rhys Millen da la sorpresa y gana la subida al Pikes Peak

Síguenos

Rhys Millen y su Hyundai Genesis

Domingo movidito ayer en el Pikes Peak. Ni tan siquiera los sobre el papel, pilotos favoritos, consiguió terminar la prueba. Esto permitió que un Rhys Millen que este año no iba a disputar teóricamente la victoria, se hiciera finalmente con el triunfo y por tanto con el primer record de la subida ya totalmente asfaltada con un tiempo de 9 minutos y 46.164 segundos. Aunque tuvo que correr mucho para ello, ya que el debutante, Romain Dumas a los mandos de su Porsche GT3 RS se quedó a tan sólo dos milésimas del ganador.

Y es que el neozelandés, tras el fallido intento del año pasado con esa versión “estrecha” de un LMP1 de Le Mans, había decidido este año participar con su evolucionado Hyundai Genesis en la categoría Time Attack. Su único objetivo era el de bajar el record conseguido el año pasado por su propio padre en dicha categoria. Sin embargo, tras la criba entre los favoritos y participantes de la categoría unlimited, Millen repetía años después el triunfo conseguido por su progenitor convirtiéndose así en el nuevo hombre más rápido de la montaña americana.

En cuanto al resto, el primero en caer era Paul Dallenbach que con su monoplaza de chasis tubular sufría una salida de pista de la que salía con algunas magulladuras de las que fue tratado posteriormente en un hospital. Tampoco tenía suerte Jean-Philippe Dayraut, que sufría problemas de frenos en su Dacia Duster y se tenía que detener a pocos metros de llegar a la cima.

Pat Doran no pudo finalmente terminar la prueba

Un camino similar corría el poseedor del record de la antigua subida, “Monster” Tajima, al cual su prototipo eléctrico le daba un buen susto. El coche del japonés comenzaba a arder después de que tan sólo recorriera unos metros. Pat Doran, padre de Liam, que corría a los mandos de su Ford RS200 evolucionado, sufría problemas mecánicos y también decía adiós a sus posibilidades de victoria (que eran bastantes tras el abandono del resto de participantes de Unlimited).

A pesar de que muchos esperábamos que los tiempos anteriores fueran batidos con mucho margen, los pilotos que terminaron solo pudieron bajar cinco segundos el record de Tajima. Los que si volaron fueron los pilotos de Ducati, Carlin Dunne y Greg Tracy que al manillar de dos Multistradas de 2012 y 2010 (respectivamente) terminaron la prueba en tercera y cuarta posición, justo por detrás de Romain Dumas y con los nuevos record en la categoría de dos ruedas. Con Tajima fuera, la victoria entre los eléctricos iba a parar a Fumio Nutahara con un coche preparado por Toyota Motorsport, el TMG EVP002.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

6 comentarios