Pedro de la Rosa guarda su único trofeo en la nevera

Sigue a Motorpasión F1

PedrodelaRosa

El piloto español Pedro de la Rosa ha declarado recientemente que en su prolífica trayectoria dentro de la Fórmula 1, con sus altas y sus bajas, perdura, enquistado en su memoria, el segundo lugar que logró en el Gran Premio de Hungría en el año 2006. Confiesa además que una réplica de ese trofeo ha permanecido, desde hace algunos años, dentro de su refrigerador.

Es innegable que, a pesar de sus escasos logros, Pedro de la Rosa es un profesional que goza de las simpatías tanto del público como del entorno de la Fórmula 1. El español, además de poseer amplias credenciales tras el volante, es reconocido por su capacidad para desarrollar autos de carreras, de allí que su nombre resulte sinónimo de gran piloto probador.

Y es que los momentos de gloria del Pedro de la Rosa llegaron por avatares del destino. Ser piloto de pruebas de la escudería McLaren Mercedes en el año 2006, en el lugar y en el momento justo, le llevó a sustituir a Juan Pablo Montoya, en el asiento oficial, en algunas carreras. De ese modo disputó un complicado Gran Prix en Hungaroring y, tras concluir en el segundo puesto, el equipo inglés decidió que de La Rosa continuara por el resto de la temporada. Al ser interrogado sobre ese punto en particular, opinó:

Creo que Hungría 2006 fue mi mejor carrera porque fue mi primer y único podio. Empecé con neumáticos de lluvia y resultó que el asfalto se estaba secando por lo que tuve una carrera difícil en términos de adaptación, tenía que ir sobre los charcos. Sin embargo, el podio fue la mejor sensación que pude vivir. He luchado toda mi vida por estar allí y de repente me encontré en el podio en la Fórmula 1! Fue un momento muy especial, que tenía el sabor de una victoria.

Agregó de la Rosa que el trofeo lo mantiene en un lugar muy atípico.

He mandado a realizar una réplica, ya que el equipo McLaren ha conservado el original y como en mi hogar cambian las cosas con regularidad pues, desde hace varios años, el trofeo se quedó en la nevera. Quería recordar a todos que con ese esfuerzo ganamos la comida. También quería mostrarles a mis hijos que papá tiene que trabajar y que no es tan divertido como parece.

Vía | toilef1

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

18 comentarios